por Odalys Cid Labrada.

La más reciente película del realizador cubano Fernando Pérez, "Últimos días en La Habana", se exhibe  en el Cine Conrado Benítez de la ciudad  tras conquistar varios galardones internacionales.

La obra, exhibida dentro del Festival del Nuevo Cine Latinoamericano 2016, dominó los premios colaterales de ese certamen, en diciembre pasado, y obtuvo el Premio Especial del Jurado y el de Mejor Sonido.

Además, obtuvo la Biznaga de Oro a Mejor Película Iberoamericana en el Festival de Málaga 2017, donde la joven Gabriela Ramos obtuvo el premio a la Mejor Actriz de Reparto.

El largometraje de ficción, narra la historia de Miguel -que sueña con emigrar a Nueva York- y Diego -que sueña con vivir mientras yace postrado en una cama por el SIDA.

De acuerdo con la crítica especializada, el filme del Premio Nacional de Cine 2007 es un reflejo de la sociedad cubana y de relaciones interpersonales donde la educación, la esperanza, y un viaje marcan el fin de un propósito.

Ambos protagónicos, encarnados por Patricio Wood (Miguel) y Jorge Martínez (Diego), comparten virtudes y defectos con sus célebres paradigmas.